AHD LIFESTYLE - Uso del Color

Actualizado: 28 de sep de 2019

Alejandra & Elisa

Recomiendan usar la regla del 60-30-10 para el manejo de color de un espacio

La idea es hacer el mejor uso del color en cada espacio, evitando que se vean o muy recargados, o muy simples.

Aunque muchas personas le temen al uso de color en la decoración de sus casas, en Alelí Home Decor te damos un truco sencillo y práctico, para que el color haga parte de tu vida sin saturarte ni aburrirte. La vida y la naturaleza están compuestas de colores. Qué bueno que las tonalidades que más te gusten sean parte de tu hogar de una manera adecuada.


Imagina que el espacio que vas a decorar es una torta. La vamos a dividir en porcentajes, para que los colores se maticen, dándole prioridad a unos, y dejando otros en pequeñas proporciones. Usando tu paleta de colores con la proporción de 60-30-10 garantizas un acertado uso del color, generando un ambiente alegre y cálido, y evitando un resultado demasiado recargado, o por el contrario muy simple.


60%

Es ideal dejar un porcentaje grande del espacio en tonalidades descansadas, éstas son la base tonal del espacio y deben ser colores neutro o colores que tengan gris dentro de su composición. Ejemplo de colores neutro son blanco, off-whites, beige, crema, khaki, grises, y taupé, o para espacios más arriesgados, sugerimos gris oscuro, azul petróleo, o verde sage, pues aunque son más fuertes, son descansados a los ojos. Estos se utilizan principalmente en paredes y muebles grandes.



30%

Elige un segundo tono para tu espacio, este tono no debe ser estridente, sino en una tonalidad descansada a los ojos. El color que tú elijas se puede llevar levemente hacia negro o hacia blanco, para generar tonalidades más claras u oscuras del mismo color y alejarse un poco de los primarios que son más fuertes a la vista.


10%

Elige un tercer color de tu preferencia para darle un acento de color a tu espacio. Este color puede ser más vibrante en su tonalidad. Como estará en menor proporción, no te vas a cansar tan fácilmente, y por el contrario va a contrastar con las tonalidades neutro y el otro color elegido. Si quieres un espacio más contrastado, intenta que este color sea opuesto al segundo en la paleta cromática.


Usando tu paleta de colores con la proporción de 60-30-10 garantizas un acertado uso del color, generando un ambiente alegre y cálido

Por último, puedes dejar un punto o “salpicado” de color a través de un pequeño objeto, para un toque final. Este debe ser idealmente un color más vivo que el resto, para que resalte. Puede ser un detalle, como un florero, una bandeja o un cojín.

Finalmente la idea es hacer que el espacio luzca acogedor y agradable, haciendo el mejor uso del color según tus gustos. Lo más importante es que sean tonos con los que tú te sientas cómodo. Y recuerda que, aunque estos son porcentajes sugeridos como una regla generalizada para crear ambientes cálidos y descansados, no es una regla inamovible, ¡deja volar tu creatividad y confía en tu intuición!


Derechos Reservados Alelí Home Decor

#decoración #tipsdiseño #diseñointerior #interiorismo #espacios #color